Frontón: arquitectura y patrimonio

Hace unas semanas se celebró en el Kursaal, con motivo de la exposición sobre ‘La pelota vasca y el arte’, una charla-coloquio sobre los frontones, esencialmente sobre su vertiente patrimonial. Compartimos aquí una pequeña crónica de lo que fue este discreto acto, al que asistió aproximadamente una treintena de personas y que contó con la participación de los siguientes ponentes.

En primer lugar, la antropóloga y profesora de la EHU Olatz González, habló de las connotaciones sociales que los frontones, como lugar de encuentro, han tenido históricamente para el pueblo vasco. “¿Quién no se ha enamorado alguna vez tras la pared de un frontón?”. Nos sirven preguntas como esta, para volver a recordar la importancia y la responsabilidad que como arquitectos tenemos por ser capaces de influir con los lugares que concebimos, en el desarrollo diario de la escena cotidiana.

Plaza de los fueros (Vitoria-Gasteiz)

Plaza de los fueros (Vitoria-Gasteiz)

A continuación, Rocío Peña disertó sobre cuatro proyectos en los que su padre trabajó el frontón colocado en el espacio público y en el paisaje, con diferentes interpretaciones: la Plaza de la Trinidad de San Sebastian, las Viviendas Rosas de Motrico, la Plaza de los Fueros de Vitoria-Gasteiz y el Monumento Funerario en el Cementerio de Oiartzun (homenaje a los gudaris que toma como modelo la pared francesa). En los dos primeros casos, se trata de piezas anteriores integradas en la nueva obra y en los otros dos son de nueva planta planteados por el propio Luis Peña Ganchegui. “Los juegos populares como la creación exclusiva de pueblos democráticos amantes del respeto de las reglas del juego”, dice en la memoria de la Plaza de los Fueros, cuya rehabilitación se está llevando a cabo ahora, muy próxima ya a la conclusión de los trabajos.

Sigue leyendo

Anuncios